Vaya semana

A pesar de que Joaquín Sabina se encuentra guardando reposo absoluto debido a un problema de salud intestinal, no ha faltado a su cita semanal con el diario Público y ha publicado sus versos. Como no podía ser de otra forma, los protagonistas de ellos son las manifestaciones del 15M con sus respectivas acampadas en las plazas de este país. Aunque no ha podido estar físicamente en la Puerta del Sol, su madrileña Puerta del Sol; si que lo está en espíritu y apoya a este movimiento.


"Kilómetro cero en llamas:
ni tan despolitizados
ni perroflautas drogados
como el Tea Party los llama.
Sin líderes ni programa
no tienen otro pecado 
que el venial de haber tardado.
Aquí no se canta un gol,
viva la Puerta del Sol
insomne contra el mercado".

Lo primero que haces es poner los puntos sobre las íes acerca del tipo de gente que ha conformado este movimiento. Desde algunos sitios se ha intentado desprestigiarlos llamándolos "perroflautas", y han intentado ver como objetivo de su movilización el botellón y los porros. Afortunadamente, cada día que ha pasado les ha servido para desmontar esa farsa y dar un ejemplo de civismo y educación. El único pero que les pone es que esto haya tardado tanto tiempo en surgir, es lo que tienen los brotes espontáneos de la gente son tan maravillosos como impredecibles. Parecía que en este país sólo llenábamos las plazas para celebrar algún título futbolístico, y era el único capaz de poner a la variopinta geografía española de acuerdo en algo. Esta semana se ha demostrado que no, que hemos madurado.

"Ni la falla estructural
ni la fuerza del destino
convierten el agua en vino
ni el más bien en menos mal".

La impaciencia unida al hecho de estar acostumbrados a escuchar promesas increíblemente atractivas pero que se rompen con una facilidad pasmosa, ha hecho que se esperase que esto tuviera un efecto inmediato y contundente. No es el caso, y no es el caso porque lo se propone es cambiar las reglas del juego y modificar vicios adquiridos tanto por la sociedad como por la clase política. Eso lleva tiempo y requiere de seriedad y rigor, lo importante es que la semilla ya se ha plantado. Ahora nos falta regarla y cuidarla con esmero y responsabilidad.

"El cielo municipal
cae sobre el pobre vecino
que maldice al adivino
del futurible imperfecto;
que paguen los arquitectos
el terremoto lorquino."

Haciendo referencia al desastre ocurrido en Lorca, se pone de manifiesto una cosa: siempre son los mismos los que tienen las de perder. Cada cuatro años hay un balcón en la capital madrileña que salta de júbilo y emoción, y de eso se hace eco todo el mundo. Pero durante el periodo intermedio, hay muchos otros balcones en los que no sobra la alegría precisamente. Los políticos se acuerdan de querernos cada cuatro años, pero se olvidan de que nosotros necesitamos que nos quieran durante, y no cada, cuatro años. 

"El caso es que Miterrand,
el bígamo presidente,
representaba a la gente
con más grandeur que Strauss-Kahn.
Unos vienen y otros van
breando al contribuyente
con ajustes indecentes;
ni inquisición ni incensiario
pero el fondo monetario
poco tiene de inocente."

Para culminar sus versos, Sabina tienen algunas palabras para el reciente escándalo del presidente del FMI. Casualidad o no, cada vez son más frecuentes este tipo de turbios asuntos que salpican a los que llevan las riendas de este tinglado. Este es uno de los motivos más poderosos de este tipo de "revueltas pacíficas" que hemos contemplado en las plazas patrias. Es un paso muy importante, para dejar claro que no somos un rebaño y que si se siguen pasando de la raya no estamos dispuestos a comulgar con ruedas de molino. 

Acerca de este tema me he hecho eco en mi otro blog "El Bazar de Saavedra" con estas entradas:

0 comentarios:

Publicar un comentario

Muchas gracias por sus comentarios. NO es necesario estar registrado para comentar, simplemente seleccionando nombre/url y poniendo un nombre a su libre elección podrán hacerlo.

top
Google Analytics Alternative